Rubén Bueno, entomólogo, sobre la chinche asesina